Monterrey es la tercera urbe mexicana en relación a su población (4 millones de habitantes en su zona metropolitana), pero la segunda en cuanto a tamaño (969 km2). Su red de avenidas, ejes viales y carreteras la vuelve una enorme metrópoli que ofrece distritos financieros, áreas industriales, frondosos parques y edificaciones antiguas, así como extensos centros comerciales y barrios suburbanos.